¿Què significa Educaciòn Inclusiva?

De la lectura de Wikipedia, la enciclopedia libre podemos concluir que la  “inclusión es un concepto teórico de la pedagogía que hace referencia al modo en que la escuela debe dar respuesta a la diversidad» (…. ) siendo uno de los pilares centrales del enfoque inclusivo la opción consciente y deliberada de la heterogeneidad.

“Se presenta como un derecho de todos de todos los niños, y no sólo de aquellos calificados como con necesidades educativas especiales (NEE). Pretende pensar las diferencias en términos de normalidad (lo normal es que los seres humanos sean diferentes) y de equidad en el acceso a una educación de calidad para todos”.

Ahora bien estos conceptos en la teoría suenan correctos y aceptados por todos pero ¿què ocurre actualmente en la pràctica de los mismos?

De la misma fuente podemos deducir que “la educación inclusiva supone un modelo de escuela en el que los profesores, los alumnos y los padres participan y desarrollan un sentido de comunidad entre todos los participantes, tengan o no discapacidades o pertenezcan a una  cultura, religiòn o raza diferente”. “Se pretende una reconstrucción funcional y organizativa de la escuela integradora, adaptando la instrucción para proporcionar apoyo a todos los estudiantes”.

En la escuela inclusiva todos los alumnos se benefician de una enseñanza adaptada a sus necesidades y no sólo los que presentan necesidades educativas especiales.

En el ùltimo párrafo encontramos las barreras de todo estilo: desde arquitectònicas, ambientales, econòmicas y hasta ideològicas ya que supone desterrar viejas pràcticas, adaptar recursos y estrategias y sobretodo aceptar y reconocer el derecho de la persona a su dignidad y respeto, a pesar de su problemática.

Significa percibir al individuo tal como es, incluyendo sus habilidades y limitaciones, actitudes, pensamientos sentimientos y comportamientos; eliminando de nuestro lenguaje los juicios de valor sobre los seres humanos  tales como («bueno» o «malo», «inferior» o «superior»).

Implica una actitud positiva y dinámica frente a la persona que tenemos delante: nuestro alumno y que no puede confundirse con neutralidad (tolerancia) o condescendencia (conformarse con…).
El primer paso para construir una escuela inclusiva es, sin duda, la aceptación de las individualidades que implica la predisposición para admitir, tolerar, consentir y acceder a pensamientos, sentimientos y conductas “del otro” sin preconceptos, prejuicios y barreras mentales.
Aceptación es un comportamiento auténtico y genuino, arraigado en el fondo del espíritu humano y que nace del verdadero conocimiento del otro, la comunicación real y profunda y el afecto por sus características individuales, distintivas y originales; conducta que debe manifestarse tangiblemente y ser parte de todas las personas que conforma la institución escolar; sin importar el rol o la función que desempeñen.(supervisor, directivo, profesor, alumno, padre)

Animarse a conocer y trabajar con un grupo de alumnos heterogèneo implica sin lugar a duda una valoración de lo distinto, de lo dispar y mùltiple que enriquece las pràcticas docentes, al alumno y al mismo profesor que puede sacar de sí y del otro “lo mejor”.-

Al respecto hemos preparado el Mòdulo I «El Docente como Protagonista de la Inclusiòn Escolar» del Programa Multimedial de Autoformaciòn Docente que puedes ver aquì.

By Dra.Carina Aida Di Fresco Tala. Yo soy igual y diverso.

FUENTE CONSULTADA: Wikipedia, la enciclopedia libre (última consulta mayo de 2011)

Tags: , , , , ,

A %d blogueros les gusta esto: